Los alimentos que ingerimos requieren controles
bromatologicos para deterrminar el grado de riesgo
potencial de transmitir enfermedades.
Contamos con un plan creado para comedores de
industrias, comercios, comedores, restaurantes,
hoteles y catering. Con la implementación del mismo
usted obtiene:

- Asesoramiento a cargo de un profesional.
- Control de puntos potencialmente peligrosos
- Control de utensillos, vajillas, mesadas.
- Control higiénico del personal afectado al área.
- Hisopados.
- Toma de muestras de alimentos elaborados y materias primas.
- Análisis.
- Informe final.
- Recomendaciones.
 

Una vez realizada la evaluación se confecciona del estado higiénico del establecimiento un informe
confidencial en el cual se explicitan las acciones correctivas que la situación requiera, teniendo en cuenta
la legislación vigente y sus implicancias.
Para una mejor realización de esta actividad contamos con un abono mensual de costo muy accesible.